El sesgo en el sondeo del gobierno catalán

https://drive.google.com/file/d/0B9K3QsORGY1ZcldqR2RibUZiTlE/view?usp=sharing

En el úlitmo sondeo del gobierno catalán, Encuesta sobre contexto político en Cataluña, se constata que la muestra de entrevistados seleccionada presenta una significativa desviación hacia posiciones nacionalistas y no refleja de forma representativa y proporcional la composición de la sociedad catalana.

El sesgo se constata en aspectos tales como las tendencias políticas de los entrevistados y sus usos lingüísticos. En todos ellos se verifica una notable diferencia entre la realidad sociológica de Cataluña y la muestra utilizada por el gobierno catalán.

Resulta asimismo llamativo que casi el 60% de los encuestados acudió a votar el 9 de noviembrre cuando el porcentaje real de catalanes que participaron en el referéndum del 9 de noviembre fue en torno a un 33%-35% del censo si atendemos a los datos de los propios organizadores.

Una divergencia de tal calibre pone en duda de nuevo la credibilidad de las encuestas del gobierno catalán, su error muestral y subraya el sesgo político hacia el nacionalismo de las muestras elegidas con relación a la realidad social de Cataluña.

El análisis puede descargarse aquí.

Los alumnos inmigrantes en Cataluña


http://files.convivenciacivica.org/Los alumnos inmigrantes en Cataluña.pdf


Convivencia Cívica Catalana ha presentado su estudio “Los inmigrantes en el sistema educativo catalán", basado en los datos de la conocida evaluación educativa PISA.

El informe pone de relieve un rendimiento académico anormalmente bajo entre el alumnado inmigrante en Cataluña.

Los estudiantes de origen inmigrante fracasan en las escuelas catalanas en un ratio superior a la media española y europea y van retrasados en cuanto a conocimientos el equivalente a una media de dos años de escolarización en relación a sus compañeros de la misma edad.

Una vez expuestos los datos objetivos, a nivel de valoración, consideramos que el sistema de la inmersión lingüística no es ajeno a los malos resultados de los alumnos inmigrantes en Cataluña. En un modelo donde la única lengua vehicular admitida es el catalán, los niños inmigrantes, en su gran mayoría hispanohablantes (más del 66%), deben sumar en el proceso de aprendizaje a la dificultad propia de las materias una dificultad lingüística añadida: aprender en una lengua diferente.


Más información en español aquí.


English version can be downloaded here.